Ministro Luis Motta Domínguez: “No habrá más sabotaje en las instalaciones eléctricas del Zulia”

Con el respaldo de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) y avalado por la palabra del general Elías Moreno Martínez, Jefe de la Redi Occidental, el ministro para la Energía Eléctrica Luis Motta Domínguez, aseguró que las instalaciones eléctricas del Zulia serán militarizadas con la presencia de 350 hombres y “ya no habrán más sabotajes”.

Con este compromiso cerró la rueda de prensa que ofreció el titular de la cartera eléctrica venezolana en Maracaibo, con el objetivo de explicar el por qué de la crisis del servicio de electricidad en el estado. Según sus palabras y las de Moreno Martínez, de ahora en adelante no sucederán más incendios y explosiones en las estaciones y subestaciones zulianas.

Motta Domínguez culpó directamente a representantes de los partidos políticos Un Nuevo Tiempo (UNT) y Primero Justicia (PJ), quienes, según el ministro, le pagan a indigentes o narcodependientes, para sabotear las instalaciones eléctricas en el Zulia.

Durante su intervención, el ministro invitó a los medios de comunicación a investigar lo que está sucediendo y explicó que hay pruebas, detenidos y fallecidos con nombre, apellido y cédula de identidad.

Al iniciar lanzó la pregunta: ¿Por qué estos eventos están sucediendo a dos meses de la elecciones? y él mismo respondió: “Estos eventos tiene motivos políticos”. Nombró directamente a Juan Pablo Guanipa como el responsable de comandar esta serie de eventos, como respuesta ante la elección de Omar Prieto como gobernador del Zulia.

“Este sabotaje inició el 23 de diciembre de 2017 y hasta la fecha tenemos seis estaciones quemadas, dos cortes en el cable sublacustre, 14 eventos de hurtos de materiales, más de 50 detenidos y un fallecido por electrocutamiento”, detalló Motta Domínguez.

Entre las subestaciones afectadas, el ministro mencionó a Cuatricentenario, Gallo Verde y Moralito. También reveló el nombre de la persona que falleció durante una supuesta incursión ilegal en las instalaciones eléctricas de La Polar. “Ayer murió uno electrocutado en el zoológico, en San Francisco: Gregorio Enrique Apalma Paredes, de 38 años de edad”.

Motta Domínguez comentó que ”los detenidos están cantando, les pagaron y están ligados a Primero Justicia”. También comentó de posibles conexiones con “los paracos”. Mostró fotografías de las instalaciones siniestradas y aseguró que en el negocio de la venta de cables se cotiza a 700 dólares el kilo.

En medio de su exposición desvirtuó la participación de trabajadores de la corporación es los actos vandálicos. “Esto no quiere decir que son nuestros trabajadores, hay ex trabajadores, gente que se graduó de ingeniero electricista y nunca trabajó en la corporación, pero saben lo que están haciendo y están dando golpes precisos”.

Admitió que hay quienes “tratan de desvirtuar a la persona que está al frente del ministerio, en este caso mi persona, y dicen que el ministro no sabe nada de electricidad. Yo no soy ingeniero electricista, pero la gente que me rodea si sabe. Hace 15 días nombré un equipo conformado por el vicepresidente de Corpoelec, Francisco Martín; el director nacional del despacho, Igor Gaviria; y el Gerente Nacional de Transmisiones, Luis Infante”.

Al mismo tiempo negó que los problemas se debieran al deterioro de las maquinarias e instalaciones. “Si la máquina no sirve, pues no se pudiera dar electricidad”, así que los artefactos quemados y las pérdidas tienen que pagarlos los saboteadores.

Estamos trabajando, pero…

El ministro aseguró que durante estos últimos cuatro meses han intentado resolver los daños ocasionados por los actos vandálicos. “Se había coordinado con Colombia la compra de energía eléctrica para el Zulia, pero la respuesta fue que tiene los embalses en un nivel muy bajo”, detalló.

Motta Domínguez relató que se hizo una inversión de 428 millones de bolívares y 254 millones de dólares, de los cuales se utilizaron para la reparación del cable sublacustre 114 millones de bolívares y 66 millones de dólares. “Esto pertenece a un proyecto que inició en marzo de 2107 y concluye en marzo de 2019, porque los trabajos en el sistema eléctrico no son de un día para otro”.

Está en camino un turbogenerador, que costó 30 millones de dólares, que viene desde Sidor. “Lo teníamos en paquete y tuvimos que trasladarlo por vía marítima. La operación de movilización cuesta 21 mil millones de bolívares, porque pesa tanto que nos prohibieron pasarlo por el Puente sobre el Lago, así que lo sacamos por el delta y entrará por el puerto de Maracaibo”.

Habló de que “hay gente que le conviene volver a independizar eléctricamente al Zulia, pero eso sería fatal, muchos perderían sus puestos de trabajo”. En resumidas cuentas, tal como lo expresó, el producto de los sabotajes se “ve más que los trabajos que estamos haciendo”.

Quedaron muchas preguntas en el aire: ¿Por qué esperaron hasta este momento para denunciar?, ¿Por qué no se militarizaron las instalaciones desde que iniciaron los supuestos sabotajes?, Por qué esperar cuatro meses? Pero el ministro y su comitiva no le permitieron a los más de 20 medios de comunicación saciar su curiosidad, ya que solo un periódico, una cadena de radio y dos canales de televisión tuvieron derecho de palabra. El resto seguirá buscando la verdad por sus propios medios.

Redacción: Reyna Carreño Miranda

Fotografía: Cortesía

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *