Venezuela, ¿Tragedia económica o el país de las oportunidades?

“Hablar sobre el dilema que vive Venezuela hoy en día es importante, porque es la consecuencia de una distorsión: para muchos este es el país más económico del mundo y para otros es una verdadera tragedia vivir, comprar los alimentos, las medicinas, pagar el transporte público, entre otros rubros de primera necesidad”.

Marcos Marín Soré, editor de TuReporte, reflexiona sobre el paulatino y constante aumento del precio del dólar y su repercusión sobre la economía del país. “El tema del dólar a 200 mil bolívares es, por supuesto, una gran oportunidad para quienes tiene sus ahorros en dólares, para aquellos que reciben remesas de otros países, con economías mucho más estables, o para las personas u organizaciones que trabajando en el país, sobre todo en el campo tecnológico, generan dólares”.

Según Marín, eso suma el universo de personas que “ven bien que el dólar aumente o por lo menos no les preocupa, porque ellos pueden ir al mercado con 40 o 50 dólares, o pagar una cena en un restaurante exquisito y lujoso con apenas dos dólares”.

Esta ambigüedad de miradas, resulta un verdadero dilema “como consecuencia de DólarToday, que se ha convertido desde hace años en el único indicador aceptado por los poderosos, empresarios y por el gobierno”. Tomando en cuenta que la palabra “aceptado” se basa en la forma como constantemente “lo nombran, lo mencionan y le quieren hacer la guerra, aunque está en otro país”.

Para Marín, DolarToday es esa guía reconocida por todos en Venezuela. “Gústenos o no, gústeles o no al gobierno o a aquellas personas que ven como su salario mínimo se reduce a unos pocos dólares, cuatro para ser exacto”.

Ante esta realidad, el editor se cuestiona. “¿Qué va a hacer una persona con esos bolívares, en un país donde los precios de los productos están calculados en divisa extranjera. Eso sin incluir el costo de los servicios, que por supuesto en Venezuela son más baratos?”.

¿Una luz en el túnel?

La acotación de Marín intenta explicar el porqué de esa visión de dos Venezuela diferentes desde el punto de vista económico.  “Las personas o empresas que tiene ahorros o ingresos en dólares y que colocan a Venezuela como el país más económico del mundo y el país de las oportunidades”, y quienes perciben sus salarios en bolívares y agonizan por subsistir en un entorno dolarizado.

“Como se resuelve ese dilema, yo creo que no va a haber una solución general, global, universal. Cada quien tendrá que ir resolviendo su problema económico, cada empresa, cada familia, cada colectivo tendrá que resolver su problema o si no buscar la solución en otro país, porque la solución no va a venir por arte de magia o de alguna decisión económica general, no lo creo. Esta es una reflexión muy personal” determina Marín.

Sin embargo, recomienda ajustarse a la nueva economía, desarrollar un nuevo talento y desarrollar un producto exportable. “En estos momentos eso es lo que está haciendo mucha gente, sobre todo en el campo tecnológico. Este es un verdadero dilema, pero puede ser en ese dilema donde este una gran oportunidad”.

Redacción: Reyna Carreño Miranda

Fotografía: Cortesía

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *