La Ruta Ecológica educa en el reciclaje para descontaminar y crear empleos formales

La especie humana no ha comprendido que tiene el deber de devolverle a la Tierra un poco de lo que ella le ha concedido: vida. Es lo que se propone la fundación Ecozona con su proyecto Ruta Ecológica, cuyo propósito es solucionar por medio de la educación dos problemas esenciales en los municipios Maracaibo y Jesús Enrique Lossada, como la basura y la falta de agua potable.

“Hemos escogido Maracaibo porque es el municipio que genera la mayor cantidad de basura, y el municipio Jesús Enrique Lossada porque es el que la recibe, donde está el relleno sanitario”, explica Michel Carrillo, presidente de la organización.

Este programa educativo comenzará en septiembre y Ecozona ya eligió 45 colegios privados con los que trabajará. Estos planteles aglutinan a 2.500 jóvenes que se formarán como agentes multiplicadores para instituir la cultura de la disposición de desechos sólidos clasificados entre orgánicos e inorgánicos, aprovechando las horas de servicio comunitario que deben cumplir para obtener el título de bachilleres. Este convenio también lo establecieron con las universidades de la ciudad.

“Esa cantidad va a disminuir porque nosotros vamos a tomar en cuenta la motivación que tenga el muchacho para participar. Queremos continuidad. Que ese muchacho, una vez que se gradúe, nos siga ayudando a promover el trabajo que estamos haciendo. Igual en las universidades”.

Un negocio

El reciclaje de desechos, señala Carrillo, también es un negocio. Y es un negocio lícito que es preciso articular y formalizar. “Yo recorrí la ruta de los vendedores de plástico de Maracaibo hasta el relleno sanitario, y la gente vende las botellas y las bolsas frente a sus ranchos, sin lavarlas, con restos de los contenidos, llenas de moscas, contaminando sus propios hogares”.

El activista zuliano aclara que el propósito de la Ruta Ecológica, más allá de educar a la población, no es dejar sin trabajo a los recolectores de desechos en el relleno sanitario, sino inculcar en la comunidad que se trata de una actividad económica independiente, que incluso puede generar impuestos para los municipios si se estructura con ese fin.

Ecozona busca ayuda de la empresa privada para repartir entre varias urbanizaciones de Maracaibo los primeros contenedores donde los ciudadanos puedan disponer sus desechos según su clasificación, mientras la Ruta Ecológica prepara a sus potenciales voluntarios y educa a la población.

“Ya estamos en conversaciones para obtener un terreno baldío en la vía a Los Bucares, que según algunos habitantes de la zona lleva abandonado más de 15 años. Se dice que era una granja y estamos tratando de contactar a su dueño, porque la idea es establecer allí un relleno sanitario para reciclar de forma organizada los desechos. Es una potencial fuente de empleo”.

Con el plástico, por ejemplo, se pueden hacer bloques ecológicos para construir viviendas, ya que tarda años para biodegradarse. “Nosotros hablamos de empezar por un municipio ecológico. Comenzar por lo micro para poder llegar a lo macro. El proceso de educación va a permitir que la gente se identifique más con este proyecto de país”.

Agua

La escasez de agua potable por tubería en el municipio Jesús Enrique Lossada es aguda. En el sector Las Amalias, hace más de 20 años se suspendió el servicio y desde entonces sus habitantes su abastecen a través de camiones cisterna que tienen que pagar semanalmente. Toda una paradoja porque, señala Carrillo, el agua dulce en esa zona está a flor de piel en el subsuelo.

“Nosotros proponemos —y en San Francisco se ha hecho muchas veces— la perforación de pozos que le permitan tener agua potable a la población con una pequeña estructura de bombeo, que no es muy costosa, y un estudio periódico que hay que hacerle al agua para saber su grado de potabilidad”.

Son iniciativas eminentemente ciudadanas, sin la ayuda de Hidrolago o de gobernante alguno. Ecozona, de hecho, la integran 44 personas entre ingenieros, arquitectos, politólogos y educadores, que son los encargados de la Ruta Ecológica.

Su propuesta a los candidatos a la Gobernación del Zulia es la construcción de dos represas y dos plantas de tratamiento, para que el agua servida se destine al mantenimiento de las zonas verdes del estado.

“Utilizaríamos mucho menos las aguas aptas para el ser humano y contribuiríamos a la descontaminación del Lago y de los ríos, donde cae una inmensa cantidad de aguas servidas”.

La Ruta Ecológica  contará con un soporte digital, www.anacolven.com.ve, donde los ciudadanos podrán hacerle seguimiento al proyecto. “Todo lo que hagamos diariamente y sus resultados lo divulgaremos allí para que la gente tenga información”.

 

Redacción: José Flores

Foto: Archivo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *