Zulianos celebran 309 años de la advocación de la virgen de Chiquinquirá

La renovación de la tablita cumple 309 años. Esta noche la feligresía hará la tradicional pernocta en la plazoleta de la Basílica de San Juan de Dios, para cantarle el cumpleaños a la virgen de Chiquinquirá.

A las 12.00 de la medianoche, el pueblo celebrará un año más de la advocación de Nuestra Señora del Rosario de Chiquinquirá y su aparición en un trozo de madera que llegó a las riberas del Lago de Maracaibo.

En la Basílica se afinan los últimos detalles. Nedward Andrade, párroco del santuario mariano expresó que se mantienen en un arduo trabajo para la gran solemnidad.

“Trabajamos con mucha fe, amor y alegría, recibiendo todo el fervor de nuestros hermanos para finiquitar los últimos detalles para el gran día, en el cual nuevamente se cumple un aniversario más de esa renovación milagrosa de nuestra virgen de Chiquinquirá”.

Comentó que, como es tradición, a las 12 de la medianoche entonarán en un solo coro el “cumpleaños feliz” a la patrona. “A las 11.45 comenzaremos a prepararnos y revestirnos para que a las 12 comience la solemnidad. Daremos gracias a Dios a través de repiques de campanas y entonaremos la salve por ese milagro”.

Según el presbítero, “la Basílica está siempre abierta para recibir a todos aquellos que quieran rendirle el honor de la música a nuestra madre”. A las afueras del santuario se adelantan los preparativos del montaje para el sonido y barandas de seguridad.

Gobierno garantiza seguridad y orden

El gobernador del Zulia, Omar Prieto, anunció este viernes 16 de noviembre la activación de un operativo de seguridad para el resguardo del tradicional evento que refuerza la fe zuliana.

“Una vez más, activado de manera mancomunada el Dispositivo de Seguridad para que nuestros ciudadanos disfruten de todas las actividades en esta Feria Internacional de la Chinita”, expresó el gobernador a través de su cuenta Twitter.

“Siempre es pertinente el llamado al sano comportamiento en el marco del respeto. Allí está el éxito” agregó. Se espera la asistencia de más de 50 mil personas para venerar a la Chinita.

Vale recordar que está prohibido el consumo de bebidas alcohólicas en la plazoleta y las adyacencias de la Basílica. No habrá expendio, pero los asistentes tampoco podrán llevarla ni tomar durante los actos.

virgen de chiuinquirá

Una virgen morena que surgió del Lago

De acuerdo con la tradición zuliana, la virgen de Chiquinquirá llegó a Maracaibo sobre las olas del lago. Cuenta la historia que un día del año 1749, una sencilla mujer acababa de lavar su ropa en las orillas del lago de Maracaibo, cuando vio flotando una tablita de madera fina, la cual recogió pensando en que le podría ser útil para tapar la tinaja de agua que tenía en el corredor de su casa.

A la mañana siguiente, cuando estaba colando el café, la mujer escuchó unos golpes como si alguien estuviera llamando. Fue a ver lo que sucedía y quedó sobrecogida de asombro porque la tablita brillaba.

Del trozo de madera refulgente apareció la imagen de Nuestra Señora del Rosario de Chiquinquirá. La mujer comenzó a gritar ¡Milagro! ¡Milagro!, por lo que de ahí proviene el nombre de El Milagro a la actual avenida junto al lago, donde estaba la casita de la lavandera.

Luego de lo sucedido, numerosas personas acudieron a presenciar el prodigio, convirtiéndose por esto la casa de la humilde mujer en un lugar de veneración de la Virgen por parte de múltiples creyentes.

Virgen de Chiquinquirá, patrona de los zulianos

Al tiempo de lo acontecido en casa de la lavandera, las autoridades de Maracaibo decidieron realizar una procesión y llevarla a la Catedral, para que ese fuera su lugar de veneración.

Cuenta la leyenda que la Virgen iba en hombros de dos hombres elegidos por el propio Gobernador, cuando al doblar una esquina, la imagen se puso tan pesada que impidió seguir moviéndola.

Finalmente, después de muchos ruegos al cielo y súplicas a la Virgen, uno de los presentes exclamó: “Tal vez la Virgen no quiera ir a la Iglesia Matriz y prefiera la de San Juan de Dios”.

Según la tradición popular, estas palabras se tomaron como una inspiración divina, ya que, la procesión cambió su rumbo hacia la iglesia de la gente humilde de Maracaibo y la imagen recuperó su peso normal. Es por esto, que desde ese día, la Virgen de Chiquinquirá, protege desde su templo, hoy Basílica, al pueblo zuliano.

 

Redacción: Reyna Carreño Miranda

Fotografías: Archivo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *